David Wilcock: Muy bien, bienvenidos de nuevo a “Divulgación Cósmica”. Soy su anfitrión, David Wilcock, y estoy muy contento de traerles nada menos que a Pete Peterson. Así que, Pete, bienvenido al programa.

Pete Peterson: Gracias, David.

David: Cuando empezó a hablar conmigo, una de las cosas tan sorprendentes que dijo fue acerca de una experiencia extraterrestre que su familia tuvo con usted.

Pete: Mis padres tenían un gran jardín inglés formal detrás de nuestra casa.

David: De acuerdo.

Pete: Y tenía un bello cenador en altura, puesto de orquesta, o como se llame, e hicieron muchos eventos en la ciudad. Esta ciudad era de unas tres cuadras de largo, tal vez cuatro.

David: Ja, ja.

 Pete: Pero la gente vendría y haría sus ceremonias de boda en el jardín formal en el pequeño enrejado de la glorieta de uva que estaba allí, un estrado elevado.

David: De acuerdo.

Pete: Y estábamos teniendo esto. . . Yo tenía 10 años. Yo recuerdo eso. Y estábamos celebrando esta boda.

Y justo cuando estaban a punto de decir sus votos, alguien dijo, “¡Cielo Santo!”, O palabras para ese efecto. “¿Qué es eso?”

Y todos se volvieron a mirar. Y durante la siguiente hora, porque Dios sabe por qué, nos dieron una exhibición de platillos voladores. Y es la única forma que se podría llamar. Eran todo tipo de formas y tamaños que se puedan imaginar.

Algunos en realidad pasaron por el aire como los carros del metro, que no se ven, pero como un tren salvaje en Disneylandia. Y tenían pequeños agujeros redondos, y se podía ver que había algo dentro del agujero, porque había luz dentro como si fuera la de un avión.

David: ¿Cuáles fueron algunas de las formas que vió?

Pete: Bueno, había cilindros. Y algunos eran así [vertical] y otros estaban así [horizontal], pero no parecían girar de esta manera [horizontal y luego vertical], simplemente iban por este camino [o permanecían verticales o permanecían horizontales mientras se movían].

David: ¿Cuántos objetos vió en el cielo, aproximado?

Pete: Oh, en un momento podría haber visto 30.

David: ¡Guau!

Pete: Y la mayoría de las veces se veían cinco o seis. Luego pasaban y hacían pases. Venían, se elevaban y desaparecían. Descendían derecho, giraban y se desplazaban hacia los lados. Harían giros alrededor.

Había cuatro pequeñas ciudades allí juntas. Estaba Nueva Plymouth, Idaho; Fruitland, Idaho; Payette, Idaho; y Ontario, Oregon. Está justo en el río de la Serpiente. Justo en la parte trasera de la granja de mi padre, o la granja de mi abuelo, está el río de la Serpiente. Y esa es la división entre Oregon y Idaho en el oeste de Idaho.

Y así fueron vistos por unas 6.000 personas en esas ciudades.

David: ¡Guau! Así que usted mencionó en cuanto a las formas que eran cilindros verticales, cilindros horizontales. . .

Pete: Había trompos, así los llamé, porque tenía un juguete de niño con una punta que empujaba hacia arriba y hacia abajo y eso lo haría sonar y girar.

Entonces, cuando vuelve a la historia, mira hacia la campana alemana que se veía así.

 David: Correcto.

Pete: Así que había algunos de ellos con forma de campana, y algunos de ellos eran absolutamente redondos como esta mesa y luego perfectamente redondeados en los lados como un platillo volador tradicional.

David: Hm.

Pete: Pero algunos de ellos usualmente tenían como efecto de cúpula, como un platillo con una cúpula, como un área de control que se podía ver y una parte de abajo.

Y algunos de ellos bajaron el tren de aterrizaje y lo subieron. Cómo, yo asumiría aterrizaría más bien que. . . podría haber sido el engranaje de estabilización, pero tres piernas bajarían.

Y tendrían una almohadilla al final del tamaño de esta mesa [unos 5 pies, o 150cm, de diámetro].

Y algunos de ellos se acercarían a menos de, diría yo, cercano a los 60, 70 pies [183 ~ 213 metros] de nosotros.

David: ¡Guau! ¿Y cuántas personas estaban en su fiesta?

Pete: Hubo probablemente, supongo, hasta 150 personas en esta boda. Teníamos un patio de buen tamaño, y estaba lleno.

David: Y esta observación, obviamente, es tan dramática que no se puede negar lo que está sucediendo. No es como . . .

Pete: No, no era una ficción de la imaginación de nadie. Todos tenían la misma historia.

David: Correcto. ¿Estaban gritando? ¿Estaban corriendo y escondiéndose? ¿O qué estaba pasando?

Pete: Creo que en su mayoría estaban absolutamente congelados. Quiero decir, estábamos. . . Fue impresionante. Quiero decir, fue como si fuera la explosión final de un espectáculo de fuegos artificiales o algo así. Quiero decir, era sólo boom, boom, zoom, zoom, zoom, zoom, en todas partes, en diferentes momentos, pero casi como si estuviera coordinado porque chocaron entre ellos, y había tantos que poder ver.

David: Huh. ¿Podría usted ver maquinaria o remaches en el exterior o algo así?

Pete: En algunos se podía ver marcas de remaches. En algunos se podía ver lo que ahora llamaría marcas de soldadura. Quiero decir, había líneas, pero no eran cabezas de remache ni remaches. Y algunos de ellos eran homogéneos.

Varios de ellos eran, para mí, obviamente orgánicos.

David: Tenían una apariencia orgánica.

Pete: Si usted mira algo diseñado por el hombre, por lo general tiene ángulos rectos. Tiene líneas rectas.

David: Correcto.

Pete: Usted mira un plátano, tiene líneas en él.

David: Claro.

Pete: Y tiene forma geométrica.

David: ¿Esto dura una hora entera delante de toda esta fiesta de bodas?

Pete: Durante una hora. Soy un niño. Yo tengo 10 años de edad. Supongo que habría sido alrededor de una hora.

David: Una de las primeras cosas sobre usted que me parece interesante, Pete, es que su familia tiene una conexión directa con un científico muy famoso. ¿Así que, cuéntenos un poco sobre eso?

Pete: Mi abuelo paterno, un Peterson, era el ingeniero y confidente derecho de Tesla y algunas otras cosas en el laboratorio de Colorado.

David: Así que su abuelo tenía acceso directo al conocimiento y la tecnología de Tesla.

Pete: Bien, y era un co-conspirador de esa tecnología, si se quiere. El problema era que Tesla lo era. . . Su pensamiento era muy diferente del pensamiento del mundo científico típico en el momento en que él estaba aquí.

Y sus ideas eran tan revolucionarias que parecían no fundadas. Estaban tan avanzados que la gente no entendía de qué estaba hablando, y no hay. . . El problema que he tenido toda mi vida, no hay palabras para hablar de la realidad tal como es.

Tenemos que tomar la antigua realidad y el uso de esas palabras y luego tratar de hablar de ello.

David: Hm. ¿En qué año nació?

Pete: 1940.

David: De acuerdo. De alguna manera, en octavo grado, usted construye una antena cuyo desempeño excede por mucho lo que el gobierno de los Estados Unidos usaba normalmente para aplicaciones militares.

Pete: Oh, no tenían nada parecido.

David: No tenían nada parecido.

Pete: Ellos tenían radios de 1.000 vatios, y tenían planeado que hablarían a 280 millas.

David: De acuerdo. 1.000 vatios, 280 millas.

Pete: Tenía una radio de 1 vatio que podía hablar en cualquier parte de la Tierra.

David: ¡Guau! Quiero decir, hablemos de los resultados.

Pete: Bueno, los resultados fueron. . .

David: Dice que podría hablar con alguien de cualquier parte del mundo, y si lo probaran. . .

Pete: Podrían llevar sus pequeñas radios en la mochila que ya tenían o sus pequeños walkie-talkies que ya tenían, y podían hablar de 8 a 10 veces más.

David: ¡Guau!

Pete: Y si estuviera en un cañón, como si yo viviera en un agujero en el suelo, si vive en un cañón, hace lo que se llama incidencia nuclear vertical de la onda aérea. La dispara directamente hacia arriba en el aire, y va directamente hacia arriba en el aire y vuelve a bajar, pero está al otro lado de la montaña.

Así que ahora puedes hablar sobre la montaña, donde antes no había comunicación sobre la montaña.

David: ¿Cómo descubrió el gobierno que usted había hecho esto?

Pete: Porque gané el proyecto de la feria de ciencias, y había antenas y más antenas, fue una gran cosa para el gobierno.

David: De acuerdo.

Pete: Quiero decir, gastan millones y millones de dólares. Así que construí algunas antenas para el gobierno. Y como de costumbre, iba a patentarlo. Y fui a patentarlo, y me dijeron: “Lo siento, ya lo ha tomado el gobierno”.

Las primeras personas que miran una patente son alguna agencia del gobierno.

David: Hubo un periodista tan sólo el 2014 o 2015 que en realidad dijo que – este era un denunciante, alguien como Snowden – que todas las patentes deben pasar por DARPA [Agencia de Proyectos de Investigación Avanzados de Defensa,] primero.

Pete: Tienen que pasar por alguna parte.

David: Correcto.

Pete: Y lo hacen.

David: Así que ya salió a la luz.

Pete: Así que nunca oí hablar de ellos, porque yo no la pude solicitar. Si hubiera solicitado una patente, me hubieran pagado y todas estas otras cosas.

David: ¿Cuál fue la primera interacción que tuvo con el gobierno? ¿Alguien vino a su casa? ¿Qué pasó?

Pete: Este compañero del club de radio local del que yo era miembro, el club local de radioaficionados, había estado involucrado en ese tipo de cosas, o todavía estaba involucrado en ese tipo de cosas.

Tenían gente. . .

David: ¿Cosas del gobierno?

Pete. . . en todas las ciudades que van a todas las ferias científicas. Ellos van a todas las reuniones del club. Se mantienen atentos con lo que ocurre a su alrededor.

David: ¿Del gobierno?

Pete: Sí, ellos son pagados por el gobierno para hacer esto.

David: De acuerdo.

Pete: Algunos son agentes, y algunos son solo personas que tenían el entrenamiento, y se jubilan, son buenas personas y tienen un buen historial, y van a ellos y dicen: “Bueno, nos gustaría que hicieras esto para nosotros, y te pagaremos tanto dinero “. Y generalmente dicen:” Sí “.

David: Así que lo encuentra en esta feria de ciencias.

Pete: Así que me encuentra en la feria de ciencias, pero él me conoce, porque estamos en el mismo club. Y le doy charlas al club todo el tiempo.

David: Un club de radioaficionados.

Pete: Club de radioaficionados. Les estoy enseñando todo tipo de cosas, y pueden duplicar su poder y triplicar su poder, o su poder aparente, en realidad.

David: ¿Y cuántos años tiene en ese momento?

Pete: 14.

David: De acuerdo. ¿Se presentan en su casa?

Pete: Se presentaron en la escuela.

David: De acuerdo.

Pete: Y me tomó, se puso en contacto con mis padres y les dijo: “Nos lo vamos a llevar por un tiempo.” Ja, ja, ja.

David: De acuerdo.

Pete: Esto sucedió muchas veces. Así que me llevaron, y bajamos a un fuerte en Utah. No tengo ni idea de dónde estaba. Quiero decir, me llevaron alrededor en medio de la noche en círculos y círculos y esas tonteras y me llevó a algún lugar.

Así que fui allí, y traje algunas antenas y algunas piezas de fabricación de antenas conmigo, e hicimos algunas antenas – les mostré cómo hacerlo. Eso fue lo último que escuché.

Y luego llamaron, y dijeron: “Realmente queremos agradecerle por esto. Usted es un activo para su país, y ha ayudado mucho, etc., etc., y nos gustaría pagarle algo. ¿Sería suficiente X cantidad?”

Bueno, mi boca se abrió, y mis ojos se abrieron, y dije, “Oh.” Entonces recordé cosas que mi abuelo me había enseñado.

Era un comerciante. Jaja. Le dije: “Bueno, eso estaría bien.” Ja, ja. Así que me pagaron.

David: ¿Estamos hablando como cinco cifras, seis cifras?

Pete: No, no, no. Estaban hablando . . . Sí, cinco cifras, sólo cinco cifras.

David: De acuerdo. Eso es muy importante para una. . .

Pete: En aquellos días, lo era. . .

David: . . . Un niño de 14 años.

Pete: Sí, señor.

David: Entonces, ¿cuándo es la próxima vez que el gobierno lo contacta de nuevo después de construir estas antenas para ellos?

Pete: Fue después de la tercera feria de ciencias. Dos chicos vienen a la escuela y me recogen. Y, quiero decir, en esos días no teníamos muchos de los problemas que tenemos hoy.

Y ellos me recogieron y querían llevarme a la oficina. Y me la mostraron. . . un tipo me muestra una insignia del FBI.

David: ¿Estaban usando ropa civil en este punto?

Pete: Ropa civil.

David: De acuerdo.

Pete: Esta es mi identificación. Este tipo es mi conductor. Resulta que él era el tipo, pero él estaba manejando.

David: ¡Ah!

Pete: Así que me llevaron a dar vueltas para hablar conmigo por un tiempo sobre las diferentes ferias de ciencias que había hecho y otras cosas en las que estaba trabajando – otras cosas que estaba haciendo.

Y ellos dijeron: “Bueno, nos gustaría invitarte a ser estudiante de una escuela muy famosa.” Oro, eso es interesante.

Así que me llevaron a alguna oficina en el centro, una oficina inocua.

David: ¿El centro de Boise, Idaho?

Pete: Sí.

David: De acuerdo.

Pete: Estaba en el edificio de correos, y tenía un número en la puerta. Y entré allí, y el tipo que había sido el conductor se convirtió en el orador.

Y había otros dos chicos allí y estaban en una larga discusión, y me enseñaron lo que hace White Star Ranch.

Luego dijeron: “Elegimos a los niños más brillantes, y los colocamos en un programa de entrenamiento. Y te dejamos ir al colegio como de costumbre durante tu último año, excepto que, en los veranos, trabajas para nosotros, y te ponemos en súper laboratorios y cosas. Eso fue . . . ¡Guauu!

Y así, cuando se enteraron que estaba interesado en todo, trataron de darme una prueba. Bueno, me probaron durante tres días.

David: ¿Qué cree que es la Estrella Blanca?

Pete: Es el nombre de un. . . nombre inocuo para un lugar donde cuidan a niños enfermos, físicamente deformados, mentalmente deformados, y donde cuidan genios.

David: De acuerdo.

Pete: Y se va y trabajar con ellos, porque le diré, todos esos chicos son genios.

David: ¿Son niños que tienen deformidades físicas, pero su mente funciona?

Pete: Deformidades físicas. . . Sus mentes funcionan como usted no puede imaginarse.

David: De acuerdo. De acuerdo, así que el White Star Ranch tiene, entonces, algunos niños con deformidades, como acaba de decir. . .

Pete: Bien.

Seguir leyendo…

Dejar respuesta