Entrevista a Sarita Otero, Betty Velazco. Programa Horizontes. ¿Qué es el Control de las emociones?

¿Qué son estas emociones que tanto les interesa a estos seres de luz que hay que controlar?

Sarita:   Esto es uno de los retos que más ha puesto el Maestro ALANISO, bueno, los maestros, porque es muy también del Maestro ALAN.

Cuando empezó a decir que dejamos carne y alcohol nos dice ALANISO, ya hicieron lo más fácil, ahora viene lo difícil, ahora vienen las emociones y ahí es donde nos encontramos que es más complicado pero definitivamente encontrando esa verdad, vamos a sentirnos diferentes por ejemplo: ¿qué dicen ellos que es el control de las emociones?

Tener control de las emociones representa que se tiene que conocer cada ser a sí mismo para poder entender que no existe nada que no pueda realizar para poderse sentir orgulloso de cada uno de sus pensamientos.

Si en un momento determinado un pensamiento que se cruza y es de negación jamás vas a estar orgulloso de ese pensamiento, va a tratar de cubrirlo, mentirse a sí mismo para decir que tenía una verdad, una verdad oculta que no es para sí mismo una verdad. Entonces ahí no hay control de las emociones.

El control de las emociones es aprender a respetarse a sí mismo como un ser que piensa y respetar a los demás como seres que piensan y que tienen también el por qué cometer errores para aprender a no juzgarlos.

Entonces se lleva una serie de interrogativas como lograr el control total de las emociones, lo que dice un ser humano es – si no soy santo- pero si se es un ser que tiene la obligación de ser lo mejor, porque no surgió de la nada sino surgió de un ser que existe en el universo y que le dio su luz para poder ser luz. Entonces cada ser humano es un ser divino con una responsabilidad hacia sí mismo y hacia el ser que lo creó.

¿Por qué nos cuesta tanto trabajo controlar estas emociones, tiene que ver con el libre albedrío o tiene que ver con otra cosa?

Betty: Yo creo que hace tiempo, eso que los maestros llaman oscuridad, dualidad, nos convenció de que éramos imperfectos, de que no fuimos creados como esos seres con esa gran capacidad y lo creímos, entonces existe la justificación de la dualidad y de que no soy perfecto y mi condición humana y no aceptarte como un ser que está evolucionando, que está aprendiendo, pero que si es perceptible que si se puede llegar a tener un equilibrio un balance completo, eso es crecimiento. Cuando tu entras a la universidad, entras a la preparatoria o a cualquier escuela, obtienes un conocimiento, pero hay un equilibrio en ese conocimiento, hay un crecimiento, hay una percepción de ese conocimiento, es como logras pasar, de ninguna manera si te repruebas el año te van a dar el título, te van a dar el 10, yo creo que es algo más o menos así.

Aceptar primero quien eres, ahí entra el verse para dentro, el tener esa introspección de saber quién eres, de conocerte y entonces ya sabiendo quien eres, de donde provienes ya poder seguir ese camino hacia la perfección.

El ambiente, la sociedad en la que yo vivo, se vive estresado, ¿Confundimos esto con las emociones, este estrés realmente afecta las emociones o no tiene nada que ver una cosa con la otra?

Sarita:  Naturalmente afecta porque nos dejamos llevar por todas las emociones, si tú le dices a una señora que tiene un esposo que todo el tiempo la está sometiendo – tienes que tener el control de tus emociones-  como quieren que no lo odie si no me deja ni respirar, bueno, porque ella no permite, que su propio ser se libere y pueda respirar y hablar con él, y si le tiene miedo pues quiere decir que es una persona que tiene un espíritu muy pequeño y que debe hacer crecer cuando se reconozca  a sí misma como un ser que sí puede ser más grande, entonces todos son pretextos. Nos gustas tener como pretexto –soy débil- y no es justo decir -soy débil- cuando si existe un ser que nos dio la fuerza para existir.

Dicen, si soy débil -pobrecito-  es que el jefe me agrede y es que mi papá me golpeó y es que… siempre se encuentra al culpable y jamás se le puede decir –no, es que yo soy débil- bueno voy a hablar con una verdad, ahora voy a ser una persona que tiene confianza, soy una persona que puede definir lo que quiere ser y no voy a ser una persona que se siente tan inferior que permita que el otro le esté golpeando, entonces ahí queda la frase – el valiente vive hasta que el cobarde quiere- ahí está la frase clásica.

¿Qué es lo que generan las emociones en el ser humano a nivel anímico,  a nivel energético  y físico, y porque las asociamos mucho las emociones a ciertas enfermedades?

 

SARITA.   A nivel energético, todo en el Universo es perfecto, matemáticamente perfecto, pero nuestro cuerpo también es perfecto, Dios no creó nada que esté chueco, ni que el sistema nervioso esté todo torcido, que luego es muy fácil echarle la culpa; sino que precisamente los pensamientos son los que hacen que se desequilibre todo el cuerpo, por ello dentro de la columna que hay un sistema nervioso perfecto siempre se afecta mucho cuando una persona está demasiado angustiada.

Yo un día le pregunte a ALANISO. ¿Por qué en los hombres, es muy común que tengan hernia en la parte de debajo de la columna? Dice que es el costal de las emociones, llega un momento en el que revienta pero esto todo viene de la mente.

Entonces lo que hacemos es desequilibrarlo todo, entonces todo el cuerpo se descompensa, como decíamos antes, cualquier cosa, o un coche, hay que cuidarlo, hay que amarlo, hay que darle el mantenimiento. El mantenimiento adecuado es; primero tus pensamientos en equilibrio, una alimentación sana, no estar bebiendo venenos, todo eso, hace que tu cuerpo ese cuerpo perfecto que Dios nos dio pueda estar trabajando en armonía, entonces si te recuperaríamos lo que hemos perdido que son facultades extrasensoriales que se han perdido en la tierra.

 

Betty:   Ellos nos están marcando por donde, es bien interesante ver que nos preparamos, no porque nuestros padres no lo sepan, nosotros no vamos a echarle la culpa de que ignoramos muchas cosas que no nos enseñaron, ellos no sabían que tenían que prepararnos, no nada más para desarrollarnos a niveles sociales o económicos, sino también a niveles emocionales. Entonces no nos enseñan desde pequeños, entonces obviamente tampoco lo hicieron pero si tuviéramos esa educación desde las bases de hacerse responsable desde pequeñito, un niño cuando es chiquito, un niñito de 2 o 3 añitos sabe cuando obra bien y cuando obra mal y es mucho más fácil echarle la culpa a la mamá, – cuidado te vas a caer –  y ¡zas! – Te dije que te ibas a caer – entonces el niño en lugar de tener una guía muy sana, lo que hace es deslindar toda esa responsabilidad sobre la primera imagen que tenga. – la culpa de que yo me haya caído la tiene mi mamá – y así crecemos y -la culpa de que yo no sea feliz la tiene mi esposa, la culpa de que yo no crezca y no tenga dinero la tienen mis hijos- me hacen enojar y yo quiero ser buena pero no me dejan, los demás se empeñan en hacerme la vida de cuadritos y por eso me enfermo.

Cuando te vas a hacer responsable de ti mismo. Cuando vas a tener el control de tu vida, es cierto que nos hicieron libres y nosotros controlamos esa vida, entonces podemos meter y sacar de ella lo que queremos pero no tenemos educación para eso.

Sarita: para la gente es muy difícil entender el control de las emociones, una de las primeras cosas que me preguntan siempre es – y como me amo – si es una cosa tan simple, aparentemente tan complicada. Pero amarte es no permitir que te hagan daño, amarte es estar dentro de ti en paz, y además poder transmitir esa paz, que debes darle a todos los que te rodean,  entonces,  ¿cómo quieres tener un hijo obediente? si todo el tiempo le estas gritando – eres un desobediente y eres un inútil-.

El que grita es porque piensa que los demás no lo pueden escuchar, es un impotente que no tiene el poder del convencimiento con palabras y cree que con un grito todos se van a aplacar.

Es el miedo a pensar que nadie te nota, que no te escuchan por ejemplo: ¿te has fijado que tú ahora vez a los jóvenes tocando música estridente en el coche y corriendo? que quiere decir – vean- existo- soy alguien a quien pueden ver- lo que quiere decir que ni en su casa lo notan y tal vez a puros gritos lo traten, entonces es una forma de gritar o salen golpeando porque precisamente no encuentran esa respuesta, no se necesita gritar, hay que hablar con cordura.  Yo una de las personas que admiré mucho fue mi suegro, mi suegro era de los que si gritaban de una habitación a otra –que no puedes ir a decirle a la otra habitación lo que tienes que decir- y me decía mi suegra que, cuando él llegaba tarde o alguna cosa, le gritaba y ya que terminaba se le quedaba viendo y le decía –no crees que eres un poquito injusta con tu Panchito- ahora te voy a explicar por qué. Tenía esa capacidad que la desalmaba, entonces si todos fuéramos así, ya que el otro se descargó, déjalo que termine, y por eso él nunca se enfermó, solo se enfermó un mes en su vida cuando mucho. Le daba gripa que es lo único que se pesca uno cuando no estás muy en equilibrio. No estoy defendiendo el cigarro, nada más que era otro tiempo, el fumo de los 13 años a los 78 y nunca le dio tos. Mi suegra jamás permitió que nadie fumara donde ella estaba, nos traía a todos cabeza –ya van a quemar su dinero – y era un escándalo y se cuidaba y murió de enfisema pulmonar, se le secaron los pulmones de angustia y dice que empezó cuando una de sus hijas murió, le dio un ataque, que se mordió la lengua que fue cuando se murió, tenía 14 años y por más que quiso consolarse, pero nunca supo perdonar. Entonces mi suegro vivió en paz y si se dio el gusto de fumar de los 13 años a los 78 y no tenía ni tos, para que vean que esta mas todo aquí (mente).

¿Cómo puedo controlar mis emociones?

Betty:   Si el ambiente es el que nos induce o si nosotros somos los que provocamos el ambiente, se vuelve un círculo vicioso, porque el ambiente es la respuesta de lo que nosotros pensamos y entonces después esos pensamientos nos agreden, en algún momento alguna persona me decía – vivimos de malentendidos –  eso que tú dices –no te tomes nada personal- es real y vivir de suposiciones.

Cuando yo veo que alguien no me contesta, en este caso los que vivimos en pareja decimos – está enojado, es conmigo- porque no me contestó, nunca pensamos en que se siente agobiado, que se siente mal, tienes que darle chance de descargarse, y entonces es conmigo, la trae conmigo y pongo mi carota y empezamos una guerra que no para nadie.  Cuando tú dices ¿oye que te pasa? ¿Por qué estas así? y te dice. – Es que ya no te aguanto-  mm yo creo que si es conmigo, pero cuando ni siquiera sabes, ni tienes la certeza de que el enojo sea contra ti, ¿Por qué reaccionas ante algo? que a lo mejor está pidiendo a gritos que te hagan caso, no necesitas tener 14 o 16 años para querer llamar la atención.

¿Debo pedirles a los demás que controlen sus emociones o es el reflejo y soy yo el que me debo fijar en el espejo?

Hay herramientas muy prácticas. Entonces hablamos de la meditación, de la introspección, de controlarnos a nosotros mismos, que no tomes nada como algo personal, cuando tú te conoces, sabes cuáles son tus armas, de que careces y te vas a ir cuidando; es difícil cambiar uno mismo, pero es triple o en mayor porcentaje es cambiar a alguien, te puedes pasar toda la vida y no lograrlo, es mucho más sencillo tratar de cambiar nosotros con conciencia, desde pequeños sabemos que a toda acción corresponde una reacción, si nosotros actuamos y obramos de buena manera van a venir ventajas, pero al contrario,- es que todo me sale mal, es que la vida es mala conmigo, es que una tras otra y no veo la mía- y sigo atrayendo más cosas negativas.

Por cada cosa negativa que tú tienes, hay que ver dónde está el origen, y hay que ver que la vida tiene un balance perfecto, matemático, te va a compensar con algo positivo, pero me volteo a ver solo lo negativo, voltea a ver los beneficios que tiene, esos son pasos que son muy prácticos y te ayudan a vivir con más control sobre las emociones; cuando tú ya entiendes que la tristeza te hunde cada vez más -ya toqué fondo-, no hay fondo, te puedes ir más abajo y cuando tienes ira, enojo, cólera tampoco hay un tope, se puede ir más allá siempre, te puedes destruir cada vez más, entonces vamos a poner un alto ya ahorita y cambiarlo todos los días, yo creo que hay que proponerse cada semana hacer un cambio pequeño, de la noche a la mañana no podemos ser. Ahora ya voy a ser paciente y ya voy hacer generoso y ya voy hacer amable, tolerante, y se supone que empezamos en la primera semana de enero y ya para cuando termine enero ya vuelvo hacer impaciente.

Hay que hacer un propósito, una meta que pueda alcanzarse fácilmente, que sea fácil lograr y que la puedas sostener, llegar a un mes por ejemplo: y entonces te vas sobre otra y vas creciendo pero ya vas adquiriendo hábitos, nosotros somos de malos hábitos de pensamiento, de emociones obviamente de conducta; si cambiamos eso, y si obtenemos hábitos positivos,  a lo mejor al adulto le va a costar más trabajo, al niño es más fácil porque todavía no adquiere esos hábitos. Pero empezamos adquirir hábitos positivos o transformarnos a cambiarnos.

Sarita: Tener el control de las emociones hay que pensar 2 veces lo que se va a decir, si tú te enfureces con alguien, hay una receta de ALANISO:

“Vete aparte y escribe todo lo que ibas a decir y espérate al otro día y luego lo lees y luego dices, ¿quéhubiera pasado si lo digo? y entonces analiza el por qué habías perdido el control de las emociones, si valía la pena lo que se iba a provocar con ese enojo.

Es una receta muy buena para evitar que caigas en el disgusto y en el pleito con otra persona.

Fuente: http://2012mensajesalaniso.blogspot.mx/2011/07/entrevista-sarita-otero-programa_08.html

 

“Cuando el corazón empieza a sentir lo que
nunca había sentido…la mente empieza
a entender lo que nunca había entendido”
Luz Divina Interna.

WebSite:http://despertando.me

Volver a la Principal: Luz Divina Interna

Facebook : Luz Divina Interna

Comenta Aquí ¡¡Gracias!!

Dejar respuesta